MIDES habilita su sala de lactancia, un espacio cómodo y seguro para las colaboradoras

  • foto-2
  • foto-1

Las colaboradoras del ministerio de Desarrollo Social (MIDES) tendrán un espacio seguro, confortable y privado para alimentar a sus bebés, a través de la sala de lactancia que fue habilitada con todas las medidas de bioseguridad que exigen las nuevas normas de salud.

Con la instalación de esta sala, las colaboradoras tienen la facilidad de no interrumpir el periodo de lactancia una vez retornan a trabajar, brindándoles a sus bebes un adecuado crecimiento, nutrición y desarrollo.

Las instalaciones forman parte de un programa de beneficios que la institución promueve a favor de sus colaboradores, especialmente a las mujeres que son clave en el desarrollo social del país.

La ministra de Desarrollo Social, María Inés Castillo de Sanmartín, en compañía de la viceministra Milagros Ramos Castro, participaron de la apertura de la Sala, y pudieron conocer las facilidades que ofrece este espacio para las mujeres.

“Se trata de un lugar cómodo y privado, que se ha equipado con los implementos necesarios para facilitar un momento agradable para las madres, tomando en cuenta, los protocolos establecidos por las autoridades de salud ante la COVID-19”, indicó la ministra.

La sala que abrirá sus puertas en coordinación con el Ministerio de Salud (MINSA) cuenta con afiches que promueven la lactancia y permite conocer todos los beneficios que ofrece la leche materna al recién nacido.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), afirma que la leche materna es la mejor fuente de alimentación para el recién nacido, tiene impactos positivos en la salud, se crea un vínculo emocional entre la madre y el niño y ayuda a que este tenga un buen desarrollo social y psicomotor, por ello, se recomienda la lactancia materna exclusiva durante los primeros seis meses de vida.

Además, protege al bebé de enfermedades infecciosas, crónicas y reduce la mortalidad infantil por enfermedades de la infancia, como la diarrea o la neumonía, y favorece un pronto restablecimiento en caso de enfermedad.

La Ley 135 de 23 de mayo de 2020, protege y promueve la lactancia materna. Además dicta las normas técnicas y administrativas para la adecuación, organización y funcionamiento de las Salas de Lactancia Materna.